Moda en bodas

¿Cómo sentarse con el vestido de novia? ¡Testado en bodas reales!

Por Andrea González, el 03/10/18
Andrea González
¿Cómo sentarse con el vestido de novia? ¡Testado en bodas reales!
Felices para Siempre
8 Comentar

La pregunta de los dos millones: ¿cómo hacerle para sentarse con el espectacular vestido de novia? Aquí encontrarás tips para sentarte (y sentirte) con la mayor tranquilidad en tu día B. ¡Disfruta de tu vestido de novia y de cada momento de tu boda!

¿Quién no se ha hecho esta pregunta? “¿Cómo me voy a sentar con el vestido de novia?” Sin arrugarlo, sin dejar de lucir los detalles, sin caerse de lado al salir del auto, sin mancharse con el ramo de novia… Siéntate cómodamente con tu outfit, sin importar si es un vestido de novia sencillo o el modelo más voluminoso. Que este punto no te quite concentración en la ceremonia ni te impida disfrutar de tu fiesta. ¡Momento de reaprender a sentarse con el vestido!

Cómo sentarse en la ceremonia

César Márquez Fotógrafo

La ceremonia es un momento muy especial. No solo querrás lucir al máximo tu vestido, sino que desearás estar lo más cómoda y relajada posible. También es uno de los momentos en los que necesitarás ayuda para arreglar la falda. Piensa que la mayor parte del tiempo estarás de espalda a todos los invitados y será el mejor momento para presumir la cola del vestido.

Si te sentarás en un taburete o una banca individual sin respaldo y llevarás un vestido de novia corte princesa o cualquier diseño con volumen en la falda y que tenga el talle por encima de la cadera (como el corte imperio o la silueta en A), se aconseja levantar sutilmente la falda y esconder el asiento bajo el vestido. Una dama de honor o una familiar cercana tendrá que levantar todo el vuelo de manera que tú te sientes sobre el cancán o crinolina que suele llevar este tipo de faldas.

Esta es la forma más estética de lucir las faldas con mucho volumen y cauda durante la ceremonia y también la que proporcionará las fotos más majestuosas desde el pasillo y frente al altar. Considera que en las ceremonias religiosas habrá momentos de estar de pie, sentada y arrodillada, así que, si te preocupa cómo se verá el vestido, conoce con antelación cómo será el taburete de la ceremonia y practica con uno de un tamaño similar en las pruebas del vestido ¡o renten unos a medida!

En el caso de los vestidos ajustados a la cadera o con poco vuelo (siluetas de sirena, fit and flare, evasé y recta), tendrás que descartar el método anterior y sentarte con normalidad. Si tu vestido tiene cauda, trata de acomodarla en un lateral y que alguien te ayude a desplegarla una vez estés situada. Y lo mismo podrás aplicar para cualquier corte de vestido en asientos con respaldo o bancas compartidas con el novio.

Qué hacer con los accesorios

¿Y el velo? Nunca te sientes sobre el velo. Es una pieza muy frágil y podría engancharse con alguna aplicación del vestido o, si está sujeto de un peinado recogido, este podría desmontarse en un descuido. Mantén el velo siempre por encima del asiento, prestando atención a que repose con holgura y no quede tirante sobre el respaldo de la butaca.

También cuida de no presionar el ramo de novia natural contra tus piernas o tu abdomen cuando estés sentada. Con el calor o la humedad de tus manos, el color de algunas flores puede transferirse a tu vestido. Así que, deja que el bouquet repose suavemente o colócalo en la parte frontal del reclinatorio o sobre algún mueble auxiliar.

Cómo colocar el vestido en el auto

Wedding Day

Sentarse en el auto mostrando bien el diseño del vestido ¡y sin arrugarlo demasiado! requiere técnica, al igual que salir del vehículo con facilidad y luciendo como nunca. Salvo que decidas manejar o vayas a llegar a la ceremonia en el asiento delantero, si te sentarás en el compartimento trasero, deberás entrar por la portezuela opuesta al extremo del que quieras salir. Dentro del auto, te recorrerás para que el vestido se expanda tras tus movimientos y después no obstaculice tu salida.

Trata de hacer este movimiento levantándote ligeramente del asiento y extendiendo el vestido bajo tus piernas o bien subiendo una parte hacia el respaldo, si el diseño lo permite. Ante todo, es importante evitar la fricción para minimizar las arrugas y cuidar que el vestido de novia de encaje no se enganche ni se jale.

Por cierto, antes de entrar al carro, cerciórate de que la tapicería esté más que impecable. Y de ninguna manera dejes de utilizar el cinturón de seguridad durante el trayecto. Como dato adicional, cada vez que te sientes con tu vestido, debes cuidar también que tu escote no se abra o se baje, especialmente si es escote corazón o strapless.

Cómo sentarse en la recepción

Just For 2

Debido a que el banquete será la etapa de la boda en la que pasarán más tiempo, lo más habitual y cómodo para las recepciones nupciales es que sus asientos tengan respaldo. También facilita los movimientos que las sillas sean bastante amplias, que no tengan brazos que pudieran aprisionar a las faldas voluminosas y que estén tapizadas para que no haya riesgo de astillas indeseadas.

La opción más sencilla es tomar la falda desde la parte trasera y, con un movimiento fluido, llevarla hacia la parte delantera de la silla. Es la mejor opción para vestidos con mucho vuelo y poco volumen, como el corte imperio y el evasé.

Para los vestidos con menos vuelo y menos volumen, como el corte recto y los vestidos de novia corte sirena, la mejor opción es llevar la falda de lado y dejarla caer a un costado de las piernas. 

Puedes aprovechar la altura de la mesa y la forma de la silla en caso de que tengas que levantar la falda del vestido o acomodarla para sentarte. Por eso, es conveniente que practiques (mucho) cómo moverte con tu vestido. De hecho, antes de comprarlo o de mandar hacer los últimos arreglos, debes intentar sentarte, pararte, bailar y hasta saltar con el modelo que hayas elegido.

¿Al baño con el vestido de novia?

Garage Photostudio

Otra gran duda: ir al baño con un vestido de novia. La forma más práctica para no enredarse con la falda es sentarse mirando hacia el depósito. Será mucho más fácil y el vestido correrá menos peligro de mancharse con el inodoro.

También existen accesorios para que la novia, de manera autónoma, pueda recoger y subir toda la falda. Como alternativa, tal vez puedes contar con la ayuda de alguna persona de (gran) confianza que te asista en estos momentos tan íntimos. Y, por supuesto, pedir un baño de uso privado para los novios también puede estar en su lista de deseos para contratar la locación de su boda.

Ahora sí: respondidas todas las preguntas, ¡a ensayar con tu vestido de novia 2019 para sentarte como toda una princesa! ¿Qué sigue? ¿Algún trámite se está alargando más de lo esperado, siguen indecisos con el pastel de boda o tal vez ya están en proceso de preparar la maleta para la luna de miel?

Te puede interesar

Comentarios (8)

M
Maria El 17/10/2018 a las 12:13

Mil gracias Betty. saludos

Responder
Beatriz Martínez
Beatriz Martínez El 17/10/2018 a las 02:42

¡Hola, María!

El uso de crinolina es personal y depende de si querrás dar un extra de volumen a tu falda, no tanto del momento o del tipo de ceremonia. De hecho, si llevarás un vestido de novia corte princesa o en A y quieres sentarte cubriendo el banquito de la ceremonia, la crinolina te vendrá bien para no revelar demasiado al momento de levantar la falda, como dice el artículo.

Espero haberte aclarado la duda. ¡Saludos!

Responder
M
Maria El 16/10/2018 a las 12:45

DUDA.... Al momento de sentarse en la iglesia se lleva la famosa crinolina?? o no se usa en la iglesia?

Responder
Alma
Alma El 12/10/2018 a las 13:25

Gracias por los tips

Responder
Karina
Karina El 8/10/2018 a las 00:07

Muy buenos tips, siempre me he hecho esa pregunta de cómo sentarme jaja thanks

Responder
Adriana
Adriana El 6/10/2018 a las 14:16

Excelente!! Gracias por los tips

Responder
Blanca
Blanca El 5/10/2018 a las 13:15

Son grandes tips, sí me ayudarán

Responder
Claudia
Claudia El 3/10/2018 a las 23:51
Wow excelentes tips!!!
Responder
Comentar

Más sobre Moda en bodas

Artículos por temas

Volver arriba